19, 20 y 21 de Mayo 2020
 
   


Bautizada en Navantia la cuarta fragata de la serie F-100 noruega


La empresa pública española prevé entregarla al país nórdico en el verano de 2009
Su nombre recuerda a un legendario explorador La cuarta de las cinco fragatas que Navantia se encuentra construyendo para la Armada de Noruega fue botada ayer tarde en los astilleros ferrolanos.

La Helge Instad, bautizada así en honor a un legendario explorador del país nórdico, está ya en los muelles de la vieja Bazán después de una ceremonia con el tinte tradicional de las botaduras de antaño en la ría de Ferrol, aunque con la presencia para la ocasión de la nieta del explorador junto con el Almirante Jefe de la Armada de Noruega, Jan Eric Finseth.

La empresa pública naval española prevé poder entregar la F-313 en agosto del año 2009 para que entre a formar parte de la flota de guerra del país nórdico junto con las otras ya entregadas en abril de 2006 y en mayo del presente año. El tercer buque ejecutado por los astilleros ferrolanos para la marina noruega, el OttoSverdrup, el F-312, no será entregado hasta la próxima primavera, según fuentes oficiales de Navantia.

El proyecto de fragatas para la Armada de Noruega se basa en el exitoso modelo de las F-100 españolas, fruto de la transferencia y colaboración tecnológica emprendida por España con EEUU a finales de los años 90, aunque las fragatas noruegas son algo más pequeñas que las originales españolas: todas ellas tienen una eslora de 123,25 metros, una manga de 16,8 metros y un puntal de 9,5 metros. No sólo son primas de las españolas F-100 en cuanto a su diseño, sino que también entrarán a formar parte del todavía selecto club de los barcos de guerra occidentales que equipan el sistema norteamericano de combate Aegis, punta de lanza del acuerdo de colaboración tecnológica entre España el Gobierno norteamericano. El Aegis permitirá a la F-313 participar en ejercicios de precisión en guerra aérea y combate submarino.

EL DATO Doce millones de horas de producción

Hasta la reciente firma del contrato con Australia, el de Noruega fue el mayor logro negociador en la historia de Navantia. El importe del contrato fue de 1.100 millones de euros y ha requerido un millón de horas de trabajo en ingeniería naval, junto con otros once en las gradas y naves del astillero de Ferrol . (Fuente: El Correo Gallego).

Proyecto cofinanciado por el Igape, la Xunta de Galicia y el Fondo Europeo de Desarrollo Regional del programa operativo 2014-2020.

Programa Galicia Exporta